Balances para no dormirse

Creo que alguna vez todos los reporteros cubanos han estado en una de esas asambleas de balance que amenazan con dormirte, pero pocas, poquísimas veces, hemos hecho uso del teclado para abordar el tema como lo hizo con este post María Antonieta. Claro que tampoco todos los géneros sirven para tratar el asunto de esta forma, por lo que quizás una alternativa de solución (al menos la que depende de nosotros y no de un jefe de información) está en NO abordar estos temas desde la información pura y simplista de lo que pasó y SÍ elegir otras maneras de contar. Poco importa si estas nuevas fórmulas fusionan comentarios con reportajes, y reportajes con noticias, lo que interesa es que la gente nos lea porque escribimos de sus problemas. Si no sucede así, seguiremos en el mismo periodismo gris que nos consume, infecta, y mortifica a todos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *