Huracán Sandy: Azote en la madrugada

Se reportan afectaciones severas en viviendas, centros laborales, escuelas y otras instalaciones públicas. Brigadas de linieros trabajan para lo antes posible restablecer el servicio eléctrico. Es preciso incrementar las medidas higiénico-sanitarias ante la posible aparición de enfermedades diarreicas agudas.

Por Arlin ALBERTY LOFORTE

El saludo del General de Ejército Raúl Castro al pueblo guantanamero por la disciplina mostrada y el cumplimiento de las indicaciones del Estado Mayor de la Defensa Civil fue transmitido por Luis Antonio Torres Iríbar, presidente del Consejo de Defensa Provincial, durante una reunión de este órgano para la evaluación de los daños en el territorio luego del paso del huracán Sandy.

“El presidente de los Consejos de Estado y de Ministros llamó preocupado por el estado de la provincia, quería detalles sobre los evacuados, las principales afectaciones para seguir contribuyendo con la solución a los problemas en el menor tiempo posible”, comentó Torres Iríbar.

En Guantánamo informes preliminares reportan afectaciones en la vivienda, en instituciones estatales, fundamentalmente por la pérdida de los techos, en algunos casos en su totalidad, y el derrumbe parcial de varios inmuebles.

Daños en la agricultura, en casas de cultivos tapados, semilleros, en los viales y otros, todavía se cuantifican cuando en algunos lugares las condiciones del tiempo no permiten el acceso, en una provincia con más del 70 por ciento de su superficie montañosa.

Las redes eléctricas y telefónicas también sufrieron los embates de rachas de hasta 140 kilómetros por hora y se adoptan medidas emergentes para restablecerlas y poder comenzar con la generación distribuida a partir de los grupos electrógenos con capacidad de alrededor de 72 megawats hora.

“Las líneas de transmisión de energía que vienen desde Santiago de Cuba se afectaron en San Luis, pero ya brigadas de linieros trabajan para lo antes posible restablecer el servicio eléctrico, porque de este depende que otros subsistemas de se restablezcan”, explicó el presidente del Consejo de Defensa.

En Imías fracturas de la fibra óptica afectaron las comunicaciones, lo que sucedió también en Bayate, Limonar, La Escondida, Costa Rica que ya inician las labores según el programa de recuperación.

Aún cuando al cierre de esta información no se tenía la cantidad total de evacuados, las condiciones para su atención están creadas con el aseguramiento de medicamentos, agua y alimentos. Mientras, más de 12 mil personas eran protegidas en casa de familiares, amigos o vecinos ante el paso inminente del fenómeno meteorológico.

“Lo que no debe faltar es la disciplina, el orden, la capacidad de los guantanameros para la solidaridad, la ayuda entre los vecinos, el apoyo en un momento difícil como este para muchos”, añadió Torres Iríbar, quien aseguró además la provincia y el país dispondrán los recursos para atender los daños.

Aunque ya Sandy se alejaba de Guantánamo se advertía sobre posibles lluvias intensas en algunos municipios, favorable para la crecida de los ríos. Se llamó a una vigilancia estricta sobre la situación hidrometeorológica pues ya la presa La Yaya, con una capacidad de 160 millones de metros cúbicos vertía más de 476 litros por segundo, por los grandes volúmenes de agua acumulados en las últimas horas.

También se reportan pérdidas en la zafra cafetalera en el municipio de Maisí y el 90 por ciento de las plantaciones de viandas en Chutines, ubicada en la carretera rumbo a Caimanera están en el suelo.

Penetraciones del mar considerables se reportan en la costa sur a la vez que servicios comunales se dispone a la limpieza de las vías pues es considerable el número de árboles caídos.

Tejas de zinc, fibrocemento y fibroasfalto, cemento, arena, piedras y otros recursos necesarios en esta etapa, están a la disposición para emprender las labores recuperativas.

La intensificación de las medidas higiénico-sanitarias ante la posible aparición de enfermedades diarreicas agudas y por los índices de infestación por el mosquito Aedes aegypti, fue otra de las orientaciones del Consejo de Defensa.

Algunos guantanameros que vivieron la experiencia del ciclón Flora aseguran que ni en ese entonces sintieron vientos tan fuertes al paso de un evento climatológico de este tipo, que ocurre a solo dos meses de que el territorio también se viera afectado por la tormenta tropical Isacc.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *